12 de septiembre de 2022

C

Cómo el NoCode está cambiando la forma de construir producto digital para siempre

por Pablo Pérez-Manglano
Ilustrador Van Saiyan

NoCode es un movimiento a favor de la construcción de producto digital que está revolucionando el sector gracias a la democratización del acceso al código a cualquier persona sin conocimientos previos.

 

 

NoCode es un movimiento que surge en Estados Unidos por la necesidad actual de la poca oferta de programadores en el panorama internacional. Los salarios se han disparado y el porcentaje de programadores frente a la sociedad mundial solo es del 0,5 por ciento. Las empresas tienen muchos problemas a la hora de ficharlos y parece que solo las grandes compañías pueden llevar a cabo contrataciones que rondan un salario medio de entre 60.000 y 80.000 euros anuales por programador, con dos o tres años de experiencia.

Esto se traduce en una alta demanda por parte de las empresas digitalizadas, que no está en equilibrio con la oferta actual de programadores que, en muchas ocasiones, prefieren ser fichados por grandes compañías tecnológicas.

NoCode está cambiando la forma de construir producto digital: ha llegado para facilitar el acceso al código, lo que significa que cualquier persona sin conocimientos técnicos previos puede construir sus ideas y llevarlas a la realidad digital.

Este cambio es una revolución tecnológica como nunca antes habíamos visto,
y desembocará en millones de oportunidades laborales para muchas personas.

Repasemos la historia para entender lo que supone este acceso a una tecnología innovadora de forma masiva,
y cómo estas democratizaciones han sido el motor del avance de la sociedad y de la reducción de la brecha entre
ricos y pobres.

Hasta 1440 con la invención de la imprenta por Johannes Gutenberg, solo las personas adineradas tenían acceso al conocimiento. El problema era que los libros y documentos estaban redactados por escribas, siendo un trabajo muy tedioso y de mucha duración. Era un proceso muy artesanal que muy pocos se podían permitir.

La gran mayoría de la sociedad, sin recursos para llegar al conocimiento, era analfabeta y controlable por la sociedad adinerada.

La imprenta introdujo un cambio tan potente que revolucionó para siempre la sociedad en aquella época: con su llegada, se produjeron libros y documentos de forma masiva, reduciendo el coste y tiempo de producción. El fenómeno se tradujo en que muchas más personas tuvieron acceso al conocimiento, se democratizó, y con ello se redujo el analfabetismo, generando una sociedad mucho mejor informada y menos controlable.ç

NoCode es un ecosistema de herramientas que nos permiten crear cualquier tipo de producto digital que necesitemos

Mucho más tarde, Henry Ford soñó con crear el primer vehículo asequible, fiable y eficiente. Y vaya si lo consiguió. Ford resultó ser uno de los mayores emprendedores que ha conocido la historia y, gracias a su revolucionario automóvil, consiguió cambiar una sociedad entera para siempre. Con el acceso masivo al transporte privado, supimos avanzar hacia el futuro al conectar más rápidamente ciudades cuya interconexión requería hasta entonces días o meses de largo viaje.

Steve Jobs, el creador de Apple, realizó una de las democratizaciones más relevantes de la historia reciente, e íntimamente ligada con la innovación de la imprenta. Jobs introdujo el ordenador personal, que antes solo estaba al alcance de unos pocos, en nuestras casas. Con el ordenador pudimos más tarde conectarnos a Internet generando un mundo de infinitas posibilidades. El ordenador personal supone ahora una herramienta de trabajo y de vida para millones de personas. Sin este proceso tan democrático que facilitó el acceso a los ordenadores, el mundo ahora no sería como lo conocemos.

Con estas tres democratizaciones mencionadas, el acceso a una tecnología antes privativa se convierte en una innovación social que permite avanzar hacia el futuro y nos posibilita reducir las brechas y el riesgo de exclusión.

El acceso masivo al código

El problema surge cuando la oferta no es tan grande como la demanda existente y esto nos lleva a un corredor sin salida que nos imposibilita avanzar a la velocidad que demanda nuestro presente y futuro.

En ese contexto, el NoCode es como la imprenta de Gutenberg, el vehículo de Ford o el ordenador de Jobs: es el paso al futuro y a la innovación creada por millones de personas que antes no podían acceder.

NoCode es el ecosistema de herramientas que nos permiten crear cualquier tipo de producto digital que necesitemos. Podemos crear webs a nivel profesional arrastrando y soltando elementos, aplicaciones móviles, marketplaces, formularios, bases de datos relacionales o cualquier tipo de automatización que nos ahorre costes y tiempo.

Estas herramientas nos permiten construir de manera visual (es decir, cualquier persona puede entenderlo), lo que representa una mejora extraordinaria porque es el elemento que está generando el paso a la democratización del acceso al código.

Pero la definición de NoCode va mucho más allá de un conjunto de herramientas; este movimiento se traduce en empoderamiento y nos capacita para ser autónomos y no depender tanto de la programación tradicional. Sin embargo, su potencia viene dada por la implementación actual de esas puertas de entrada y salida de información entre aplicaciones —las conocidas API—. Gracias a ellas, podemos conectar diferentes herramientas, generando un sistema mucho más complejo sin programar una sola línea de código: podemos realizar envíos de información de forma automática entre los diferentes elementos del sistema, por ejemplo conectar un formulario donde pedimos datos al cliente que transfiere la información a una base de datos o sistema de gestión de clientes (CRM), y que ese mismo cliente reciba un correo electrónico personalizado con su presupuesto creado y adjuntado automáticamente al correo electrónico. El ejemplo evidencia la capacidad para reducir los tiempos y costes de cualquier empresa y puede ser creado por cualquier persona que se haya formado en NoCode en solo unas horas, no en meses.

 

 

¿Quiere decir esto que los programadores se quedarán sin trabajo? Por supuesto que no. En primer lugar, porque es gracias a ellos que estas herramientas NoCode existen en el universo digital actual. En segundo lugar, porque el NoCode y el código son complementarios y, de hecho, la mezcla de ambos se denomina LowCode.

Lo explicaré con un ejemplo de David Bonilla, uno de los referentes tecnológicos más importantes del sector digital; el código y el no código, o la mezcla de ambos, podrían explicarse como los diferentes trajes que podemos adquirir en el mercado. En muchas ocasiones queremos un traje a medida, personalizado y que nos quede como un guante. Es en estas ocasiones cuando acudimos a la sastrería, donde nos tomarán las medidas y nos harán nuestro traje perfecto, lo que en tecnología se suele denominar ad hoc. Este proceso es mucho más largo y artesanal, por lo que tendrá un precio mucho más alto y unos tiempos de construcción más amplios: esto sería el código.

En otras ocasiones, lo que queremos es simplemente un traje y acudimos a la tienda a comprar uno que nos siente bien, aunque no estará claramente personalizado.

Este traje se produce en serie, por lo que el precio es mucho más asequible y los resultados son bastante buenos para nuestro objetivo: esto sería el NoCode.
Y a veces, a ese mismo traje de la tienda le hacemos algunos arreglos para que nos quede lo más perfecto posible, y este sería el LowCode.

Un nuevo perfil

La capacidad de estas herramientas para solucionar cualquier problema de una compañía en general o de equipos concretos tiene un nuevo rol profesional: el NoCode Strategist Manager.

Estas personas tienen la capacidad de entender cómo funciona una empresa desde una visión 360 grados, en vez de centrarse solo en el producto. Y gracias a esa visión general del funcionamiento pueden dar solución a los problemas recurrentes y del día a día de cualquier empresa. Pongamos unos ejemplos: el equipo de Recursos Humanos pide a la compañía un sistema de seguimiento y control de nuevos empleados; o el equipo de Ventas necesita crear un sistema automático de notificaciones para realizar el seguimiento de los nuevos presupuestos. Antes del NoCode, este tipo de soluciones estaban llegando a los equipos de desarrollo, que eran los únicos que podían ejecutarlas o crearlas a base de código. El gran problema es que los equipos de tecnologías de la información tienen muchas tareas en sus backlogs (su lista de tareas) y esto imposibilita que los problemas más corrientes (que ayudarían a mejorar las operaciones y ahorrar tiempo) se ejecuten en tiempos cortos de desarrollo.

Cualquier persona sin conocimientos técnicos pueda construir sus ideas y llevarlas a la realidad digital

Gracias al NoCode Strategist Manager este problema queda resuelto en tiempos más breves, con resultados muy buenos que llevarán a la empresa a otro nivel. Además, su cercanía al negocio y su visión generalista del funcionamiento de la compañía da lugar a soluciones mucho más cercanas al problema de cada uno de los equipos o miembros de la empresa. Este perfil viene a solucionar los problemas que harán que la compañía avance más rápidamente, siendo un actor clave en cualquier empresa o pyme que apueste por la digitalización.

El Informe Gartner1 arroja unas cifras impresionantes para un movimiento que solo tiene tres o cuatro años desde su incursión en el sector digital desde EE. UU. El 75 por ciento de las empresas a nivel mundial tendrán implementada tecnología NoCode en el año 2030, y ya grandes empresas como Netflix, Liberty Mutual, Spotify, Levi’s o Domino’s Pizza están implementando soluciones NoCode. El mercado en 2021 superó los 13.000 millones de dólares y se prevé un crecimiento espectacular hasta alcanzar los 187.000 millones de dólares en 2030.

Una de las métricas que más impresiona, y por la que podemos asegurar que esta tecnología es una tendencia al alza, es la tasa de engagement2 que está produciendo su uso en las empresas y personas, por la cual el 94 por ciento asegura que una vez utilizadas, siempre las volvería a usar para construir futuras soluciones.

El NoCode es un tsunami que está moviendo todos los cimientos establecidos tradicionalmente para construir productos digitales y que hará que avancemos como sociedad.

Notas

 1Más información en: https://www.gartner.es/es/insights/el-futuro-del-trabajo

 2El término engagement se utiliza en marketing online para denominar el grado de implicación emocional que tienen los seguidores de una empresa con todos sus canales de comunicación, como puede ser la página web o sus redes sociales.

Bibliografía

Informe Gartner: Gartner Forescasts Worldwide Low-Code Development Tecnologies Market to Grow 23% in 2021. Stamford (EE. UU.) Gartner, 16 de febrero de 2021. Disponible en: https://www.gartner.com/en/newsroom/press-releases/2021-02-15-gartner-forecasts-worldwide-low-code-development-technologies-market-to-grow-23-percent-in-2021
Informe Gartner: Gartner says the majority of technologies product and services will be built by professionals outside of IT by 2024. Stamford (EE. UU.) Gartner, 14 de enero de 2021. Disponible en: https://www.gartner.com/en/newsroom/press-releases/2021-06-10-gartner-says-the-majority-of-technology-products-and-services-will-be-built-by-professionals-outside-of-it-by-2024#:~:text=By%202024%2C%2080%25%20of%20technology,of%20the%20overall%20IT%20market.

Artículo publicado en la revista Telos 120


Ir al número ...

Autor

Cofundador de SharingAway, la escuela y comunidad de NoCode más grande de habla hispana. Especializado en NoCode y metodología de crecimiento para start-ups, ha fundado dos en los últimos siete años.

Ver todos los artículos

Comentarios