28 de septiembre de 2020

Y

Yo aprendo

por Juan M. Zafra

La educación no es unívoca ni unidireccional; es un intercambio de conocimiento, de experiencias y aprendizajes. La educación requiere interés mutuo, exige respeto por el otro, metas y visiones compartidas. Con los siglos, sin embargo, la educación se ha ido despegando de la auctoritas para acercarse y consolidarse en la potestas; encerrándose en las aulas y en las instituciones; enredándose en la burocracia y en las relaciones piramidales; aislándose de la realidad social y tecnológica, eludiendo los problemas que los desequilibrios de toda índole provocan.

La educación requiere nuevas formas, nuevos contenidos, nuevos modelos. La educación en la sociedad digital no tiene espacio, ni tiempo, es multidireccional porque en la sociedad en Red la riqueza está en las conexiones, en la globalidad, en la apertura. En una sociedad en cambio permanente e innovación continua se acabaron las certezas y solo mediante el intercambio constante de experiencias y de conocimientos es posible el progreso personal y colectivo. La formación hoy es redarquía, colaboración, transparencia y, por encima de todo, generosidad.

La educación hoy más que nunca es un viaje, un proyecto vital en continuidad para adaptarnos a un nuevo modo de vida de cambios constantes y situaciones imprevisibles. Por eso la voz del maestro experimentado es tan valiosa como la del aprendiz ávido de conocer el más allá.

 

Este TELOS 114 es un homenaje a uno de esos grandes maestros: Antonio Rodríguez de las Heras. “El mundo de hoy, conformado por la tecnología, está encerrado en una situación laberíntica con unos problemas que le urge comprender y superar”, escribió Antonio –amigo y guía intelectual de tantos– con sus siempre certeras palabras. En su pensamiento tecno-optimista, capaz de aunar como pocos tecnología y humanidades en cada una de sus propuestas para una sociedad utópica, añadió: “La humanidad dispone a la vez de unas oportunidades y capacidades cargadas de posibilidades transformadoras pero que necesita saber utilizar a su favor”.

Hacemos este TELOS aún sobrecogidos por los daños personales provocados por la pandemia COVID-19 y desorientados por su impacto en nuestro modo de vida, pero esperanzados en los aprendizajes que vamos a extraer de esta experiencia. Una sociedad global que ha sido capaz de mantenerse activa, reflexionando e investigando con un propósito común, solo puede generar escenarios que eviten las amenazas y debilidades que también esta pandemia ha dejado en evidencia. La educación abierta, el conocimiento compartido y la inteligencia colectiva serán nuestra mejor defensa y, sobre todo, la mejor de las materias primas para construir una sociedad sostenible.

En este número, que como los anteriores y los que vendrán, pretende ser solo el inicio de un debate que se desarrolle en la Red y en la versión digital de TELOS, nos adentramos en nuevos conceptos como metamodernidad, cuidadanía, edutainment, poshumanismo, desinformación e inteligencia artificial que se combinan con otros más tradicionales como ética, moda, información y derechos. En la conjunción de nuestra historia social, económica y productiva con las nuevas tecnologías y los avances científicos estará nuestro futuro como humanidad digital. Gracias por tanto, querido Antonio.

Artículo publicado en la revista Telos 114


Ir al número ...


Juan M. Zafra

Director de TELOS. Profesor de Periodismo en la Universidad Carlos III. Trabajó en medios como El País y Radio Nacional de España y fundó el diario digital bez.es. Fue asesor en la secretaría de Estado de Comunicación del Gobierno de España y responsable de comunicación del Plan Avanza para el impulso de la sociedad de la información.


Comentarios

Artículos relacionados